1.8 C
Ushuaia
26 mayo, 2024

CADA DIA QUE PASA SE TORNA MAS MISTERIOSO EL CASO DEL SENADOR RODRIGUEZ

La Justicia ordenó el allanamiento de las casas de los custodios del Senador Matias Rodriguez, los efectivos policiales de la Policia de TDF, el suboficial Horacio Rubén Leguizamón y de la Policia Federal el suboficial auxiliar Alberto Alejandro Miño, tambien se conocio que se recibió testimonio de una testigo que se presento en la Justicia para aportar importantes datos. Recordemos que incluso el Jefe de la Policia de TDF, Jacinto Rolon se hizo presente en la vivienda del Senador al conocerse el hecho.

También se supo que se encontró el arma con la cual se habría disparado el senador nacional, pero no así una valija con candado y otros elementos. El cuerpo de Rodríguez seguira en la morgue hasta que culminen las investigaciones.

La vivienda del suboficial auxiliar de la Policía de Tierra del Fuego, Horacio Rubén Leguizamón, de 46 años de edad, sita en la calle Kuanip 2259 y la del suboficial auxiliar de la Policía Federal Argentina, Alberto Alejandro Miño, de 52 años de edad en la calle De la Loma, fueron allanadas por personal policial. 

Dando resultado negativo.

La extraña historia de la valija: Segun declaro el custodio Leguizamón que alrededor de las 16 del día 18 de octubre, recibió de parte del Miño el otro custodio de Rodriguez, una llamada telefónica en la que le solicitaba que se dirigiera a la casa de la sobrina de Laura Avila, de nombre Valeria Avila Aciar quien se desempeñaba como secretaria del Senador, a buscar una valija de mano que luego debía llevar al domicilio de Rodriguez. 

El nombre completo de esa mujer es Mónica Valeria Avila Aciar, de 47 años de edad, secretaria de Matías Rodríguez desde el año 2015, quien sostuvo que el día 18 de octubre por la tarde, se dirigió a la casa del senador, a su pedido, oportunidad en la que éste le solicitó que le entregara una valija que él le había encomendado que le guardara. 

La mujer expresó que la valija contenía “pertenencias de Matías” aunque no pudo precisar exactamente qué había, explicando que la tenía en su casa “a modo de favor”.

Cabe destacarse que tanto Leguizamón como Miño eran los dos únicos custodios que tenían como misión custodiar al senador las 24 horas del día, pero que no obstante – en palabras del primero – “se turnaban, dependiendo del tipo de actividad a llevar a cabo por Rodríguez, como ser un acto protocolar, una visita programada a un determinado establecimiento o almuerzos o cenas con diferentes personas del ámbito político”. Sobre la dinámica de su labor, explicó que el senador lo citaba y que él “se hacía presente enseguida”. 

Para el fiscal, en la declaración de los dos custodios aparecen inconsistencias en torno a varios puntos en los que no debería haber ninguna discrepancia, lo que sumado a la extraña desaparición de la valija de mano, cuyo contenido tampoco se ha podido determinar, lo habría decidido a plantearle al juez de Instrucción Nro. 3, Federico Vidal, la realización de los allanamientos y una eventual repetición de las declaraciones.

En el día de hoy se realizarán más allanamientos .

- Publicidad -spot_img
26 mayo, 2024
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img